Balnearios del Sur ofrecen magia natural en medio del descuido


BARAHONA: Cada año centenares de bañistas son atraídos por las cristalinas aguas de los balnearios de las provincias Bahoruco e Independencia. Estas provincias del Sur profundo, de tierras áridas, son ricas en fuentes acuíferas que han dejado a muchos admirados por la gran belleza y la frescura de las aguas de esos monumentos naturales.

Sin embargo, en víspera de la Semana Santa, no todos los balnearios que conforman la “Ruta de los manantiales” de Bahoruco e Independencia ofrecen el esplendor que antes los distinguía.

Las Marías


Para los vacacionistas que se aventuran por el sur lejano el balneario Las Marías constituye uno de los principales destinos. Situado al pie de la Sierra de Neiba, justo al lado de la carretera Galván-Neiba, ofrece una irresistible invitación a un chapuzón en su cristalinas aguas.

Este monumento natural, al igual que otros manantiales de la zona, es protegido por el Ministerio de Medio Ambiente en alianza con el ayuntamiento local de Neiba.Actualmente se encuentra lleno de afiches que promueven a los políticos locales, principalmente pertenecientes al Partido de la Liberación Dominicana (PLD), convirtiendo el lugar en una especie de comando de campaña y contaminando visualmente la belleza natural del lugar.

A unos ocho kilómetros de Las Marías se encuentran los balnearios Cachón, Pocilga, Cachón Mamey y Cachón al Medio, en Villa Jaragua. Estos manantiales también reciben cientos de bañistas cada año, sin embargo, cada vez son más frecuentes las quejas de los lugareños para que el entorno de los mismos sea mejorado.

Durante la gestión del actual síndico Alfredo Carrasco, el ayuntamiento de Villa Jaragua ha realizado una significativa inversión para que Los Cachones estén en condiciones de recibir a los vacacionistas, pero muchos consideran que no es suficiente.

“Creo que el síndico tiene buena intención, pero otras instituciones deberían aportar y hacer inversiones en estas fuentes”, dijo Freddy Cuevas, residente en Villa Jaragua.

Las provincias del Sur profundo tienen una gran atracción turística, por lo que para muchos de sus habitantes es inconcebible que la industria turística nacional no haya extendido su mano hasta esa zona.

Por eso cuando avanzas hacia el pueblo La Descubierta, puedes apreciar grandes atractivos como son el lago Enriquillo y el Parque Nacional Isla Cabritos con sus cocodrilos, iguanas y flamencos y Las Caritas de los Indios.

Aunque la crecida de las aguas del lago Enriquillo se tragó el balneario de Aguas Sulfurosas, la naturaleza es generosa, y en su lugar ofrece una hermosa vista del lago Enriquillo, además de los famosos balnearios de Las Barías y Boca de Cachón.

Las Barías es un monumento natural ubicado en el centro de La Descubierta, de aguas que emergen en medio de una masa boscosa impresionante de árboles monumentales de barías (Calophyllum calaba) y ceibas (Ceiba pentandra). Además otros árboles superiores rodean el balneario, cuyo entorno reclama una atención inmediata para potencializar su valor ecoturístico, natural y recreativo.
Este monumento está bajo la protección del Ministerio de Medio Ambiente, sin embargo, muchos visitantes se quejan porque algunas áreas, principalmente en la piscina, están deterioradas.

Boca Cachón en el olvido
Boca de Cachón es un balneario de aguas cristalinas y refrescantes que fue olvidado a su suerte cuando los habitantes del viejo pueblo fueron trasladados por el Gobierno tras la crecida del lago Enriquillo. Durante un recorrido, elCaribe pudo constatar el mal estado en que se encuentran las edificaciones del lugar, además de lama y la maleza que se apoderan de sus refrescantes aguas.
Próximo al lago Enriquillo, este otro importante destino natural es visitado con frecuencia, a pesar del descuido y el abandono en que se encuentra actualmente.

Piden reparar sendero que lleva a Las Caritas


Turistas que visitan este legado de la cultura indígena consideran que la dirección del Parque Nacional Lago Enriquillo e Isla Cabritos debe mejorar el entorno de Las Caritas de los Indios, la cual es una parada obligada para todo el que viaja por esa hermosa zona.

Desde su cima se aprecia una de las vistas más espectaculares del lago más grande de las Antillas, y también es notoria la falta de seguridad en el acceso a este monumento artístico tallado en piedra desde hace cientos de años por los indígenas que poblaron nuestra isla.

Las Caritas están ubicadas en un cerro, entre Postrer Río y La Descubierta, frente al lago Enriquillo. De cerca las imágenes grabadas en piedra presentan un paisaje impresionante ante los ojos de los viajeros .

0 comentarios:

Publicar un comentario